martes, 6 de marzo de 2007

No quiero ser una costilla

El día 8 de Marzo se conmemora el día internacional de la mujer, como símbolo de la lucha por la igualdad entre hombres y mujeres. Y yo ,al igual que otras muchas personas, me pregunto: ¿por qué tiene que existir un día así? Cuando podría haber otros como :“El día internacional de la costilla”, que resulta más atrayente e histórico, porque al fin y al cabo de dónde procedemos las mujeres si no es de una costilla, y además no de una costilla cualquiera, si no de una costilla del hombre, nada más y nada menos.
Es un motivo de orgullo poder decir que mi existencia se debe a algo así, ya que así encuentro sentido a que la celebración del día internacional de la mujer exista.
Estamos en el s.XXI, siglo de grandes descubrimientos, de grandes avances en diversos ámbitos y curiosamente de aumento del acoso laboral, mobbing , maltrato, discriminación, no hay más que encender la televisión cada día para dar fé de todo esto. Y yo me pregunto por qué ocurre algo así si encima tenemos hasta un día entero para nosotras, ¿acaso todo esto no tendrá que ver con que ahora en este gran siglo y más concretamente en este gran año que es el 2007, el día internacional de la mujer no se haya quedado únicamente en un día totalmente simbólico carente de sentido? Prefiero no pensarlo…
Volviendo al tema de las costillas humanas, me gustaría confesar que no me gusta mucho la idea de que mis orígenes se remonten a un hueso del tórax, plano, no se, me gustaría más otra parte del cuerpo como por ejemplo el corazón, que queda más romántico ¿no? Aunque entonces tal vez la creación del hombre se torcería un poco, porque sin corazón lo tiene complicado para ir tirando, sin embargo una costilla no le supone mucho.
Pero como soñar es gratis me gustaría que ese fuera mi origen, y además voy más allá, me gustaría que en este mundo todas las personas tuvieran como origen de existencia sus pasos, sus aciertos y sus errores, nadie es mejor que nadie y claro que todos nos merecemos un día, para recordar lo estupendos que somos ¿no sonaría mejor el “Día de Jose”, o el “Día de Marta”, y no días tan extravagantes como mi querido “ Día de la Costilla”?

1 comentario:

BEAAA dijo...

yo tampoco quiero ser una costilla!!!

que guay el texto, te lo ha puesto david en el blog de mejostillajoven!! :)

Feliz díaaaaa!!